diabetes en personas mayores de 70 años

La diabetes en personas mayores de 70 años

La enfermedad de la diabetes en personas mayores de 70 años es una de las más generalizadas. Su presencia puede complicar la existencia de otros síndromes geriátricos. De ahí que sea tan importante seguir unas pautas de cuidado que otorguen mayor calidad de vida a la población anciana.

La gran prevalencia de la enfermedad de la diabetes entre la tercera edad

Puesto que el 14 de noviembre es el Día Mundial de la Diabetes, nos parece oportuno visibilizar la incidencia de esta enfermedad metabólica entre la población de edad avanzada. Y es que se estima que el 50 % de las personas con diabetes mellitus son ancianas. Lo que revela el gran impacto de la diabetes en personas mayores de 70 años.

Al contrario de lo que sucede con la diabetes tipo 1, más asociada a la edad infantil y juvenil; la diabetes tipo 2 muestra una gran prevalencia en el paciente anciano. Es decir, conforme nos hacemos mayores aumenta la probabilidad de sufrir esta enfermedad relacionada con el azúcar en sangre.

Las causas de la diabetes geriátrica son multifactoriales. No obstante, el estilo de vida sedentario y la alimentación deficitaria se alzan como los mayores factores de riesgo. Sin embargo, lo cierto es que poco se ha indagado en la investigación clínica sobre el impacto y el tratamiento de la diabetes en geriatría.

De ahí que resulte imperioso dar a conocer las necesidades sanitarias que precisan las personas ancianas con diabetes; las cuales, obviamente, son diferentes a la que presentan las personas más jóvenes. Principalmente, porque la diabetes en edades avanzadas interactúa negativamente con muchos síndromes geriátricos —como las demencias— o incluso puede propiciarlos.

Sin duda, la diabetes geriátrica supone un gran desafío médico y sociosanitario. Pues, dado que se trata de una enfermedad crónica y que debe ser muy controlada; el reto está en que estos mayores se acostumbren a vivir con esta dolencia sin perder calidad de vida.

A continuación profundizaremos un poco más sobre qué es la diabetes y cómo puede afectar a la salud en la tercera edad. Asimismo, ofreceremos una serie de recomendaciones para reforzar el autocuidado de estos pacientes.

Síntomas de diabetes en adultos mayores

Según la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología (SEGG), el 40 % de las personas mayores de 65 años son diagnosticadas con algún tipo de diabetes. Sobre todo la diabetes tipo 2. Y conforme aumenta la edad y la esperanza de vida este porcentaje se incrementa. Sin embargo, no siempre se diagnostica de forma precoz esta dolencia, debido a las manifestaciones atípicas que conlleva a edades avanzadas.

  Psicogerontología e inteligencia emocional en la vejez

La diabetes es una enfermedad grave que se presenta cuando los niveles de glucosa en la sangre son muy elevados, pudiendo causar diversos problemas de salud de alto riesgo en las personas mayores. Y es que la hiperglucemia —aumento del azúcar en la sangre—, puede deteriorar gravemente muchos órganos y sistemas.

No obstante, debemos aclarar que los altos niveles de glucosa en sangre pueden ser controlados, una vez diagnosticada la enfermedad. Así, con un tratamiento oportuno se puede llegar a contrarrestar la enfermedad y prevenir o retrasar la aparición de complicaciones futuras.

En efecto, una de las enfermedades de mayor prevalencia en adultos es la diabetes mellitus tipo 2. La cual genera una serie de alteraciones metabólicas, causadas por la hiperglucemia crónica, que origina disfunciones orgánicas, principalmente de los ojos, riñones, nervios, corazón y vasos sanguíneos.

Sin embargo, el problema es que la diabetes puede surgir en edades avanzadas, pero su detección resulta más compleja que en otras edades más jóvenes. Pues los síntomas de la diabetes se confunden con los de otras enfermedades geriátricas. Por eso debemos prestar especial atención a los siguientes síntomas asociados a la diabetes tipo 2:

  • Sentirse continuamente fatigado
  • Cambios en el peso, bien por adelgazar demasiado, o bien porque se tiene más ganas de comer.
  • Visión borrosa
  • Dificultad para curar moretones o heridas
  • Presión arterial alta
  • Pies hinchados
  • Infecciones recurrentes
  • Frecuentes ganas de orinar

Causas de la diabetes en personas mayores de 70 años

Son muchas las causas que pueden llevar a desarrollar una diabetes tipo 2, desde tener antecedentes familiares —o genética— hasta un estilo de vida nocivos.

Sin duda, los hábitos pasivos que practican muchas personas mayores facilitan la aparición de esta enfermedad crónica. Entre ellos el sedentarismo y el consumo de alimentos basados en grasas saturadas y demasiados azúcares. En este sentido, la obesidad supone un importante factor de riesgo de diabetes tipo 2.

También los malos hábitos como el tabaquismo o el consumo de alcohol pueden fomentar el surgimiento de una diabetes.

De ahí que sea tan primordial que las personas mayores opten por un estilo de vida saludable. El cual se sustenta en tres pilares fundamentales: una dieta rica en alimentos saludables junto con actividad física diaria que ayuden a tener un peso adecuado; y el seguimiento correcto del tratamiento para controlar los niveles de glucosa en sangre.

Para averiguar si una persona mayor sufre de diabetes, lo más común son las pruebas de analíticas de sangre. Así, si los resultados de estos análisis sanguíneos detectan niveles de azúcar en sangre superiores a 200 mg /dl, entonces es muy probable que se padezca diabetes.

Una segunda analítica de corroboración y la presencia de la sintomatología propia de esta enfermedad darán el diagnóstico preciso.

diabetes en personas mayores de 70 años

El impacto de la diabetes en personas mayores de 70 años

Como mencionamos anteriormente, la diabetes supone un gran riesgo para la salud de las personas mayores si no se controla. Fundamentalmente, porque puede contribuir a sufrir obesidad sarcopénica, problemas en los pies y alteraciones en la visión, lo que puede propiciar caídas y fracturas óseas. Todo lo cual redundaría en una pérdida de funcionalidad y autonomía personal, que podría ser la antesala de una situación de dependencia.

  La astenia otoñal en las personas mayores

Estos adultos mayores de 75 años diabéticos muestran un mayor riesgo a sufrir insuficiencia renal, problemas cardíacos o accidentes cardiovasculares. Al mismo tiempo, la hipertensión y la ausencia de un estilo de vida saludable agudizan los síntomas de la diabetes.

En los peores casos, una diabetes en personas mayores de 70 años mal tratada o sencillamente no tratada puede tener como resultado:

  • Infarto de miocardio
  • Accidentes cardiovasculares
  • Riesgo de ceguera y serios problemas auditivos
  • Problemas de insuficiencia renal
  • Apnea del sueño
  • Ulceración, infección e incluso amputación de los pies

Asimismo, esta enfermedad puede incrementar la posibilidad de que las personas mayores presenten deterioro cognitivo. Dado que diversos estudios constatan que padecer diabetes aumenta el riesgo de desarrollar alteraciones en la memoria e incluso una demencia vascular o la enfermedad de Alzheimer.

Esta estrecha relación entre deterioro cognitivo y diabetes se debe a la neurotoxicidad causada por la hiperglucemia, la hipoglucemia o la insulina.

Todo este conjunto de problemáticas de salud prevalentes en los ancianos con diabetes tipo 2 convierten a esta enfermedad en una seria amenaza para su bienestar. Por eso necesitan una atención médica adecuada e individualizada para controlar su diabetes.

Cuidados para la diabetes tipo 2 en personas mayores de 70 años

Algunos consejos prácticos de nuestro equipo sanitario para evitar problemas de salud en los casos de diabetes tipo 2 en adultos mayores son los siguientes:

  1. Practicar un estilo de vida sano y activo, evitando una vida sedentaria, es crucial. Así, la persona mayor debe realizar ejercicio físico constante; mantener una dieta saludable basada en alimentos sanos —bajos en azúcar, aditivos y grasas, sin grasas saturadas — y disfrutar una buena vida social.
  2. Mantener un registro estricto de los niveles de azúcar en sangre a las horas indicadas para cada paciente. Estos controles glucémicos permiten saber si existen concentraciones muy altas de glucosa —hiperglucemia— o las concentraciones son muy bajas —hipoglucemia—, y tratarlas debidamente.
  3. Es importante beber mucho líquido, porque a esa edad la percepción de la sed se ve disminuida y la hiperglucemia puede llevarles a una deshidratación.
  4. Enriquecer la dieta diaria con suplementos de calcio, vitamina D y vitamina B12; ya que ayuda a fortalecer su organismo y, en especial, su sistema inmunitario, renal y óseo.
  5. Comprobar diariamente el estado de los pies para garantizar que no se sufre de pie diabético. Este fenómeno consiste en una mala circulación, lo que encierra el riesgo de padecer úlceras y una debilidad de la musculatura del pie. El pie diabético puede causar caídas y fracturas que mermen la movilidad de la persona mayor.
  6. Controlar la presión arterial, pues es sumamente importante evitar episodios de hipertensión arterial.
  7. Otros chequeos que deben realizarse de forma regular para comprobar que la diabetes está controlada son las pruebas oftalmológicas, renales y análisis de sangre. Y es que una alteración en la vista —visión borrosa—, la función renal o en niveles de colesterol puede empeorar la sintomatología diabética.
  Demencia en ancianos: cómo reducir su impacto

Insistimos en que la aparición de la diabetes en personas mayores de 70 años suele estar causada por el sedentarismo, la mala alimentación y la obesidad. De ahí la gran relevancia de que estos pacientes posean una rutina sana y cuiden mucho su salud controlando la diabetes.

La importancia de los cuidados de la diabetes tipo 2 en los adultos mayores

En verdad, la diabetes tipo 2 en adultos mayores debería ser atendida desde una medicina especializada en geriatría y gerontología. Pues las medidas preventivas, los diagnósticos y tratamientos destinados a las personas con diabetes mayores de 70 años presentan unas necesidades exclusivas. Como también son únicas las complicaciones de salud que se encuentran a estas edades.

En otras palabras, los tratamientos para la diabetes geriátrica no se basan simplemente en mantener un control glucémico óptimo; sino también en prevenir problemas de comorbilidad con otras enfermedades que pueden perjudicar gravemente a su salud y su calidad de vida.

Sin embargo, en muchos casos a las personas mayores les cuesta asumir los cambios en el estilo de vida y cumplir con el compromiso de autocuidado permanentes que exige esta enfermedad. A fin de cuentas, la diabetes tipo 2 es una enfermedad crónica, así que hay que aprender a convivir con ella.

Es por ello que resulta fundamental que toda persona anciana cuente con el apoyo de otras personas cercanas que le animen a cumplir con su tratamiento. E incluso que la supervisen.

Por eso el personal sociosanitario de Argaluza apostamos por motivar a nuestros usuarios a disfrutar de un envejecimiento activo con la máxima autonomía posible. Es decir, abogamos por brindar a nuestros mayores acompañamiento y supervisión, y mucha educación para la salud para promover su autocuidado. Y así facilitar la adquisición de nuevos hábitos de salud, si son necesarios, desde el apoyo emocional y la motivación.

En definitiva, si conseguimos que la persona mayor sea constante y cumpla con unas reglas básicas de autocuidado, podrá mantener bajo control sus niveles de glucosa en sangre.

Esperamos que estos consejos sean de gran utilidad para entender y tratar lo mejor posible la enfermedad de la diabetes en las personas mayores de 70 años. Lo principal es que las personas ancianas sigan su tratamiento correctamente y, así, puedan disfrutar de una etapa de envejecimiento de gran calidad.

Referencias consultadas

  • Gaea People (2019). La diabetes en personas mayores: obstáculos y consejos. Recuperado de https://bit.ly/3CwXPdn
  • García, M. (2020). Complicaciones de la diabetes en personas mayores. Recuperado de https://bit.ly/3cqeoNy
  • Pérez Lancho, M. C. & al. (2017). Entrenamiento de la memoria en personas mayores con diabetes mellitus tipo 2. Recuperado de https://bit.ly/3cqe7du
  • Tú cuentas mucho (s/f). ¿Cómo afecta la diabetes a las personas mayores? Recuperado de https://bit.ly/3fL56Bf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
Call Now ButtonLLÁMANOS